Finca para bodas en Navalagamella

Finca para bodas en Navalagamella  y  alrededores, te mostramos algo de información acerca del municipio español de Navalagamella  en la provincia y comunidad autónoma de Madrid. Tiene una superficie de 76,05 km² con una población de 2.161 habitantes y una densidad de 28,42 hab/km².

Monuméntos y lugares de interés
Arquitectura civil
Su término municipal está bañado por el río Perales, en cuyas riberas se conservan varios ((molinos harineros)), sobre los cuales la Comunidad de Madrid ha articulado diferentes rutas de senderismo. Se conserva un grupo de cinco molinos, aunque hay fuentes que llegan a contar un total de seis. Hoy en día se conservan los restos de, dos por encima del puente del río de la carretera que va de Navalagamella a Valdemorillo, otros dos, entre este puente y la presa de Cerro Alarcón y el restante, por debajo de dicha presa. Reciben los nombre de, Molino Alto, Molino de la Hondilla o de Baltasar, Molino Serrano, Molino del Real Monasterio de San Lorenzo de El escorial y el Molino de Navacerrada.

El puente del Pasadero, de origen medieval, es otro de los atractivos turísticos de Navalagamella. Está situado sobre el Perales y consta de un único arco.

Finca para bodas en Navalagamella – Arquitectura religiosaFinca para bodas en Navalagamella
El edificio más notable de la localidad es la iglesia de Nuestra Señora de la Estrella, declarada Bien de Interés Cultural. Fue construida sobre un templo anterior, de menor tamaño, pero dado el crecimiento de la población se comenzó la obra de esta majestuosa iglesia, probablemte se iniciase su construcción en el Siglo XV, aunque tampoco hay datos muy concretos. El trasiego que supuso la construcción del Monasterio de El Escorial favoreció que en 1541 se continuara construyendo la iglesia por el ábside. A finales del siglo XVI se debe su exterior de estilo herreriano, con una cabecera poligonal y rematado a los pies con una torre. En planta podemos observar como se estructura mediante una única nave con cabecera poligonal, de muros muy gruesos en toda su perímetro, dejando presente así una fuerte tradición medieval, al igual que sucede con la presencia de contrafuertes que reducen las presiones de una cubierta donde, de manera interesante, se hace gala de una preciosa bóveda de crucería, en la cual se multiplican los nervios hasta conseguir una bonita forma geométrica.

Así mismo, la pobalción quedaba circunscrita mediante siete ermitas, hoy en día solo se conservan tres, las de San José, el Santísimo Cristo de la Sangre y la del patrón San Miguel Arcángel,el resto se vieron arruinadas, estarían dedicadas a Nuestra Señora de la Encarnación, San Pedro, San Sebastián y a San Gregorio. Podemos comprobar como con el nombre de varias calles de la localidad se hace un pequeño tributo a las desaparecidas ermitas.

El pueblo está integrado dentro de la Ruta Imperial de la Comunidad de Madrid, con la que la Consejería de Cultura y Turismo de esta región promociona turísticamente a aquellos municipios que estuvieron vinculados al camino histórico utilizado por Felipe II, en sus desplazamientos desde Madrid al Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial.

Artículo obtenido del artículo de Wikipedia Navalagamella en su versión del 6 de diciembre de 2015, por varios autores bajo la Licencia de Documentación Libre GNU.